De la “Maquina de inventar historias” a la escritura académica

El papel en blanco, sea papel o digital, es un desafío. Es un brusco encontronazo entre nuestras ideas y un mundo de palabras que las expresan. Entre mis estudiantes la escritura académica (y sospecho que de las otra también) es un obstáculo para expresar ideas (innovadoras y de las otras).

Quizá este ejercicio nos ayude a “desalmidonar neuronas”. Cuando dimos nuestros primeros pasos, nos sostenían manos amorosas y andadores vistosos. A veces, necesitamos bastones o muletas para avanzar. Creo que esta máquina de inventar historias puede ser algo de esto, en distintos contextos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s